Otra generación que se nos marcha: la del 1998. Otro grupo de estupendos jugadores que saltan a la categoría senior para hacerse un hueco en el complicado mundo del fútbol. El fin de semana se celebró la habitual cena de despedida de final de temporada y allí se reunió toda la familia del Danok Bat alrededor de una buena mesa y un buen mantel. ¡Qué mejor rubrica a la temporada! Entrenadores, técnicos, físios, delegados, directivos, jugadores… Todos contentos con la sensación de finalizar una estupenda etapa.

Ahora queda disfrutar de un merecido y buen verano porque la temporada 2017-18 está a la vuelta de la esquina y pronto se iniciará un nuevo curso lleno de esperanzas e ilusión. Ondo pasa oporretan!!

Deja un comentario